El Día Internacional del Trabajador estaba haciendo lo que mejor se me da -aparte de viajar :-)-: trabajar en un proyecto súper especial. Ese día lancé un Curso online de Oratoria Digital en mi página de WordPress.

¿Cómo he podido hacerlo si no sé programar?

  1. Rodéate de los mejores y avanzarás más rápido. Mi conocimiento se limita a códigos básicos para que las entradas queden estéticamente mejor diseñadas, es decir: no sé programar. Pero para lo que sí tengo un talento especial o la vida me trae a las personas adecuadas en cada momento es para detectar cuándo alguien me puede ayudar en un tema (sea talento o teoría de la atracción, ¡siempre bienvenidos!). No basta con que alguien que puede solucionarte un problema te impacte, también tú debes dejarle entrar leyendo su contenido 🙂
  2. Márcate una fecha de lanzamiento. Cuando ponemos una fecha de lanzamiento al proyecto que queremos poner en marcha se vuelve real y nuestro compromiso se hace más fuerte.
  3. Caminos hay muchos y válidos, pero tienes que elegir uno. En mi caso tenía claro que quería lanzar mi curso online en mi propia web de WordPress, por lo que encajó como anillo al dedo el webinar que me encontré en Internet sobre “Cómo automatizar academias online en WordPress”. Para mí elegir este curso como acompañamiento en el camino ha hecho que efectivamente mi curso online se haga realidad. Considero que elegir varios vídeos de Youtube o cursos pequeños diferentes hubiera hecho que fuese más lento y con opiniones contradictorias entre sí que debido a mi falta de conocimientos en programación hubieran generado en mí una confusión insostenible.

4. Soporte técnico. La condición de “no saber programar” te lleva a encrucijadas extrañas durante el camino que sólo un soporte técnico tiene la llave para continuar. Sin duda, para mí ha sido algo clave tener a alguien del otro lado al que poderle preguntar todas las dudas que tenía -y han sido bastantes- y que te las resolviesen tan rápido aún en fines de semana. Aprovecho para agradecérselo por si leen este post: Gracias David y Laura, ¡¡mis eternos maestros y guardianes!! Tienen este proceso súper trillado y saben siempre qué te está ocurriendo y cómo ayudarte. Son gente práctica, rápida y van al grano, así que encajamos genial.

5. Píldoras de vídeo que puedas parar. No os recomiendo las clases en directo en este tipo de cursos ya que la clave está en que te va diciendo paso a paso lo que tienes que hacer y en muchas ocasiones necesitas parar el vídeo para implementar el paso y luego volver al vídeo. Avanzas más rápido si es una píldora de vídeo grabada y tú marcas el tiempo.

6. Ten localizados todos los plugins que tienes que implementar. Te sugiero que los cursos que te plantees hacer te permitan el acceso a los plugin que necesitarás durante el desarrollo de tu curso.

7. La comunicación efectiva es clave para transmitir tu contenido. Cuida el fondo de tu curso online y también las forma de éste. Te recomiendo que cuides la comunicación verbal y no verbal de cada vídeo ya que no vale con que te compren el curso, necesitarás cautivarles con tu comunicación para que completen el curso y te recomienden.

8. El plano y la edición del vídeo. Cuida los detalles, busca un plano que te describa y con el que te sientas identificado. Ten cuidado con los sonidos que despisten de tu mensaje y si tienes dudas, recuerda que siempre podemos trabajar juntos el vídeo para que tengas una comunicación de alto impacto en él.

9. Por cierto! Una de las claves es el Curso en sí que te comento y que a mí me ayudó un montón, es el curso Academy Master de David RL. Más abajo te dejo el enlace a su webinar donde aprenderás por qué es interesante plantearse lanzar un curso online en WordPress.

10. Rodéate de “Fuentes de sabiduría” y “Personas cataratas” durante el periodo de creación del curso online, ya que pasarás por momentos con emociones dispares y este tipo de personas te ayudarán en el camino.

  • Las fuentes de sabiduría son aquellas que saben ofrecerte las palabras adecuadas en el momento perfecto -aquí te recomiendo que tengas dos: una técnica (mi fuente era el curso que te comentaba antes) y una emocional con templanza-.
  • Las personas cataratas (concepto que cojo prestado de la actriz maravillosa Mar Abascal) son aquellas personas con las que recargas energía: una conversación con ellas te estimula tanto que la creatividad se pone al 100% en cuestión de segundos.

Te dejo abajo el enlace del webinar a través del cual yo conocí el curso que te comento en este post. Una decisión que supuso un punto de inflexión importante a la hora de poder difundir mi curso online en WordPress, ¡interesante webinar!

La vida son momentos y oportunidades y sólo cuando ambos se cruzan en el mismo camino sucede la magia.

Rocío Martín, extraído del libro: “Generación T. Exploradores de la voz digital”
Categorías: Blog

0 commentarios

Deja una respuesta